Estudiantes de la Usach obtienen primer lugar nacional en Rally Latinoamericano de Innovación

La iniciativa congregó a casi 40 alumnas/os representantes de la Facultad de Ingeniería (FING) y la Facultad de Administración y Economía, en su mayoría. En la categoría de Impacto social, también las y los participantes de nuestra Universidad, estuvieron presentes en el podio consiguiendo la tercera posición.

En lo que fue una jornada maratónica que mezcló motivación, creatividad y conocimiento, cinco equipos de estudiantes de la Universidad de Santiago de Chile estuvieron durante 28 horas consecutivas, ideando soluciones innovadoras con impacto social, en el marco de la competencia del Rally Latinoamericano de Innovación.

Problemáticas sobre innovación y sociedad fueron analizadas e iteradas al interior del Centro de Innovación de la Facultad de Ingeniería, obteniendo grandes resultados que hicieron a un grupo de nuestra comunidad, conseguir el primer lugar en la categoría de innovación.

Por cuarto año consecutivo la Facultad de Ingeniería se hizo presente de esta competencia internacional que congrega a las mentes creativas de todas las universidades asociadas, en torno a problemáticas presentes en las regiones de Latinoamérica.

Este año las categorías fueron Innovación e Impacto Social en donde se trataron los siguientes desafíos: Inclusión laboral de personas del espectro autista; transformación de residuos de una cafetería; trazas ferrovías desafectadas; ahorro energético en el sector gastronómico; neumáticos amigables con el medioambiente; las mordeduras de serpiente a la vista; aludes de barro; y desinfectante personal biodegradable.

Luego del tiempo de pandemia, la iniciativa se desarrolló de manera híbrida dependiendo así de las condiciones sanitarias y capacidades técnicas presentes en cada una de las casas de estudios participantes. Acá, la Universidad de Santiago, llevó a cabo la actividad, en las dependencias del Centro de Innovación de la Facultad de Ingeniería, durante los días viernes 23 y sábado 24 de septiembre.

En su ceremonia de inicio, la vicerrectora de Vinculación con el Medio (VIME), Dra. Patricia Pallavicini, comentó que este tipo de iniciativas, es de suma importancia para el Plantel ya que “encarna el espíritu de la vinculación con el medio, porque es una actividad internacional en donde hay redes con diferentes países y conexiones con otras universidades. De la misma manera, representa el espíritu de colaboración y la competencia para el aprendizaje en conjunto. Esto ha permitido la formación de capacidades instaladas en la Usach, y es el escenario perfecto para brindar el protagonismo que se merecen a nuestras y nuestros estudiantes”.

Por su parte el director de Vinculación con el Medio de la Facultad de Ingeniería, René Garrido, comentó que, “es súper importante para nuestras y nuestros estudiantes, generar espacios en donde se puedan fortalecer sus habilidades más allá de lo docente, de lo formativo que tiene que ver con la carrera. Acá, se potencian habilidades interculturales que permiten a las/os y alumnas/os, desarrollarse con distintas personas de distintos países, evidenciando así, diferentes realidades”.

Desde la Vicerrectoría de Innovación Desarrollo e Innovación (Vridei), esta iniciativa representa un gran desafío ya que expone a las/os estudiantes a desarrollar soluciones a corto plazo, buscando soluciones a problemáticas que se desconocen en un principio y fomenta el trabajo colaborativo, que permite desarrollar metodologías, herramientas y conexiones, que van prospectando el camino profesional de cada una de las personas.

“Para la Vridei es súper importante apoyar este tipo de iniciativas en nuestra línea de trabajo desde la Unidad de Innovación y Emprendimiento. Estamos proponiendo crear un ecosistema al interior de la Universidad que pueda trabajar en etapas tempranas con estudiantes tanto de pregrado como postgrado, y asimismo con académicos e investigadores que estén desarrollando soluciones innovadoras”, dijo Leonidas Ibarra, jefe de la Unidad de Innovación y Emprendimiento Vridei.

Agregó que alguna forma amplificar este ecosistema nos permite ir generando una masa crítica importante al interior de la Universidad en términos de innovación y emprendimiento que el día de mañana, se verá traducido en resultados que puedan tener un beneficio tanto para la comunidad, como para a nuestra Casa de Estudios”.

Ganadores del Rally

El equipo ganador en la categoría de Innovación, tanto en la Usach como a nivel nacional, con el desafío “las mordeduras de serpiente a la vista”, fue Kay-Kay, grupo que está compuesto por Julián Cisterna, estudiante de Ingeniería Civil Mecatrónica; Lukas Soto, estudiante de Ingeniería Civil Mecatrónica; Paloma Núñez, estudiante de Ingeniería Civil en Metalurgia; Guillermo Catalán, estudiante de Ingeniería Civil en Mecánica ; y Melanie Carroza, estudiante de Ingeniería Comercial.

Las y los estudiantes plantearon una solución integral que permitiera la coexistencia entre la serpiente con el agricultor, de manera de crear un dispositivo que tuviese la facultad de ahuyentar al animal en el momento que la persona estuviese cerca, pero para que al mismo tiempo esta pudiera volver a su hábitat natural cuando el agricultor no estuviese. Esto con el objetivo de no desequilibrar la cadena trófica y evitar peores males.

Para los ganadores, esta iniciativa tiene bien ganado su nombre ya que sin duda son 28 horas intensas en las que hay que poner lo mejor de cada cual para resolver problemáticas reales que a lo largo del tiempo no se han podido solucionar en las distintas partes del territorio latinoamericano. Es un espacio en donde la iteración debe ser de manera ágil y con un gran compromiso con la intensidad de un Rally.

“Estamos muy contentos; de hecho, este resultado nos ha motivado a participar en Despega Usach para seguir trabajando en este proyecto. Encontramos el clavo y nosotros éramos el martillo, así que estamos más que felices con este resultado”, comentó Lukas Soto, estudiante que lideró la iniciativa y que también participó junto a parte de sus compañeros en el programa de emprendimiento del Centro de Innovación de la Facultad de Ingeniería, Vector Inicia.

“Teníamos todas las facilidades para desarrollar nuestro trabajo, agradecemos las instalaciones, mentores y jurados que participaron de esta iniciativa que dieron una retroalimentación increíble que nos permitió llegar a esta propuesta de solución. Estamos muy agradecidos de la confianza que deposita la Universidad y el Centro de Innovación en sus estudiantes”, agregó el alumno de Ingeniería en Mecatrónica.

Por su parte,  en la categoría de Impacto Social, el equipo Tecnologías del Nuevo Mundo, compuesto por Benjamín Vergara, estudiante de Ingeniería Civil Mecatrónica; Arantza Mena, estudiante de Ingeniería Civil en Biotecnología; Matías  Vallejo, estudiante de Ingeniería Civil Mecatrónica; Tomás Jáuregui, estudiante de Ingeniería de Ejecución en Computación e Informática; y Javiera Rivera, estudiante de Ingeniería Civil Mecatrónica, obtuvieron la tercera posición a nivel nacional en el desafío de Aludes de Barro.

A nivel nacional participaron más de 30 equipos dentro de las 11 universidades que estuvieron presente de la iniciativa. En la Usach fueron 5 los grupos que se conformaron para esta nueva versión de la competencia.

Por: Cristian Contreras

Dinámica jornada de Pitch marcó el término Vector Inicia 2022

Cinco equipos de emprendimiento presentaron ante un jurado especializado en innovación y emprendimiento (i+e) sus iniciativas y avances efectuados desarrolladas a lo largo del programa. El evento se realizó en el Edificio de Innovación Docente de la Facultad de Ingeniería y fue transmitido por Youtube.  

Sueños, ideas, innovaciones, premios y camaradería, marcaron los componentes de una entretenida velada que reunió a las y los emprendedores de la Universidad de Santiago de Chile (USACH) en torno a una interesante competencia de pitch que dio a conocer los trabajos y esfuerzos de cerca de 50 estudiantes que a lo largo de casi tres meses iteraron sus proyectos de innovación en el programa de emprendimiento del Centro de Innovación de la Facultad de Ingeniería, Vector Inicia.

Fueron 7 los talleres de capacitación específica, una charla de lanzamiento, un bootcamp de refuerzo y alrededor de 100 horas de mentorías personalizadas, son los números que sellaron la versión 2022 del programa de emprendimiento que culminó con su ya tradicional Demo Day.  En este contexto, el Decano de la Facultad de Ingeniería, también Director del Centro de Innovación, Dr. Ing. Cristian Vargas Riquelme, quiso estar presente y destacar la participación de las y los estudiantes, que al igual que en todas sus otras ediciones, se llevó a cabo en horarios extracurriculares de la universidad.

“En cada una de estas propuestas, hay horas y horas de dedicación. De esfuerzo. Pero también de sueños. Sueños de entregar una propuesta de valor que solucione un problema que hoy puede estar afectando a muchas personas. Ese es el sello USACH. Y eso es lo que impulsamos al interior de nuestra facultad”, comentó la autoridad acerca el trabajo desarrollado por esta nueva generación de Vector.

Además, relevó el importante trabajo de vinculación que se gesta al interior de este programa en donde se reúne a mentores, emprendedores y emprendedoras, ya insertos en el ecosistema nacional e internacional de i+e, con estudiantes que comienzan a integrar temáticas que han sido potenciadas fuertemente por la facultad desde su inserción al proyecto de Ingeniería 2030 liderado por la Agencia Nacional de Investigación y Desarrollo (ANID).

Por su parte, la Gerente del Centro de Innovación de la Facultad de Ingeniería, Claudia Seco, compartió con la comunidad, los esfuerzos de innovación, emprendimiento y prototipado que se impulsan al interior del Centro, destacando esta instancia como un espacio de apoyo constante para que las y los estudiantes de la USACH, puedan llevar a cabo sus ideas más ambiciosas.

“Vector Inicia es sólo una de las distintas iniciativas y acciones que tenemos para fortalecer constantemente el emprendimiento de base científico tecnológica de los alumnos, alumnas, investigadores e investigadoras de nuestra universidad. También hacemos charlas, capacitaciones y el apoyo e impulso en fondos concursables a aquellos emprendedores que se encuentran desde su etapa inicial, hasta su etapa de transferencia tecnológica, agregó Claudia.

Jornada de Pitch

Desde su lanzamiento, Vector Inicia recibió la intención de casi 90 estudiantes de diversas facultades para participar en su programa, que al igual que sus ediciones anteriores, tiene como objetivo acercar a la comunidad universitaria, conceptos de innovación y emprendimiento complementarios a las distintas carreras y disciplinas impartidas al interior de la USACH. En este sentido, el programa se dedicó durante tres meses, a impulsar iniciativas de base científica tecnológicas para su ascensión al mercado mediante la conformación de startups o empresas innovadoras.

En esta versión, cinco fueron los proyectos seleccionados que presentaron ante un jurado especializado, el pitch que dejaría a uno de los equipos como el flamante ganador de la edición 2022 del programa. En esa ocasión, la terna evaluadora estuvo compuesta por Lorena Victoria Durán, Encargada de Diseño y Prototipado del Centro de Innovación de la Facultad de Ingeniería; Alex Ortega, coordinador de portafolio de proyectos de Innovo perteneciente a la Unidad de Innovación y Emprendimiento de la Vicerrectoría de Investigación, Desarrollo e Innovación (VRIDEI); y Julien Hanna, Ceo de la Qactus.

De esta manera Compostcashi, un biofertilizante hecho a partir de desechos orgánicos aumentados biológicamente; Decrease it, una iniciativa enfocada a la entrega de mediciones y beneficios para la disminución de agua; Deterhouse, una solución que transforma el aceite de uso domiciliario en detergente; Heatpass, un dispositivo dedicado a la mantención de temperatura de alimentos; y Jancidakis Midas, un robot que busca solucionar contrariedades de residuos, mediante Inteligencia Artificial,  animaron una entretenida jornada de pitch que involucró tanto a los proyectos, como a los asistentes.

“La intención del Demo Day es conocer los avances y las implicancias de cada uno de los proyectos de innovación desarrollado por las y los estudiantes que participaron del programa. Hemos ido conociendo interesantes emprendimientos y hemos visto cómo estos se han ido robusteciendo acorde al paso del programa y sus derivadas, como lo fueron las mentorías personalizadas y el bootcamp de acompañamiento, Vector Refuerza”, dijo Walter Valdés quien hizo de Conductor de la jornada y lleva adelante el programa en su rol de Coordinador de Emprendimiento del Centro de Innovación. 

Ganadores Vector Inicia 2022

Este año el equipo de Decrease It, fue quien logró cautivar la atención del jurado y demostrar tener una iniciativa con potencial de mercado con su solución que busca incentivar el consumo consiente y responsable del agua en los hogares chilenos por medio del estudio específico de los centímetros cúbicos utilizados por las personas.

Para los ganadores, participar de Vector Inicia facilitó obtener un avance y trabajo concreto en su emprendimiento, ya que “fueron muchas las instancias de mentorías, de iteraciones para nuestros proyectos, en los que pudimos tener el feedback de nuestros compañeros y compañeras, y de nuestros mentores y mentoras. Estamos agradecidos del programa ya que, sin todo este trabajo desarrollado en los talleres, bootcamp y mentorías, no hubiéramos podido llegar a la final. Ni menos, ganar en esta jornada”.

“Han sido 3 meses de trabajo intenso. De colaboración. De generar redes. Nosotros estamos muy felices de que la universidad nos dé la posibilidad de ser parte de este ecosistema de innovación y emprendimiento”, añadieron los integrantes de Decrease It, María Griselda González, estudiante de Ingeniería en Metalúrgica y Víctor Cisternas, estudiante de Ingeniería Comercial.

Por su parte Mauricio Shockiche, egresado de Tecnología en Control Industrial, se hizo con el premio “Espíritu Vector”, galardón que se ha otorgado desde el 2020 y que ha pasado a ser un elemento distintivo del programa, representando el compromiso y la motivación de la o el estudiante de la USACH, en estas temáticas.

Desde el público se reconoció al equipo Jancidakis Midas por medio de una votación popular, mientras que las compañías de Redbull y Liva Company otorgaron premios y reconocimientos a repartir entre los participantes y espectadores de la jornada.

El Demo Day también contempló una presentación por parte de la empresa de bebidas energéticas RedBull, quienes al igual que años anteriores, impulsan su iniciativa de emprendimiento para estudiantes de todos los países de mundo con Redbull Basement.

Por: Cristian Contreras

Comunidad emprendedora USACH fortalece proyectos de mercado con taller “Modelo de Negocios” del Centro de Innovación FING

Aplicar y entender el proceso de creación de un modelo de negocios realista y escalable según la fase de desarrollo de cada proyecto considerando el lienzo canvas como una de las principales metodologías, fue la consigna de la jornada.

Continuando las sesiones del programa de emprendimiento del Centro de Innovación de la Facultad de Ingeniería, Vector Inicia, se desarrolló el taller de perfeccionamiento, “Modelo de Negocios”, iniciativa que tuvo como objetivo guiar a las y los emprendedores de la Universidad de Santiago de Chile (USACH) en el fortalecimiento y avance de sus proyectos de innovación en su estructura de mercado.

Natalia Garrido, Cofundadora y Directora Comercial de Liva Company, compartió con la comunidad estudiantil, todos sus conocimientos y experiencia dentro del ecosistema de emprendimiento, revisando las principales consideraciones para que los proyectos de innovación gestados al interior de la universidad, logren el nivel de maduración necesario para tener una propuesta acorde a las necesidades que va requiriendo la industria.

En este sentido, Garrido comentó que el modelo de negocios, es de suma importancia para quienes quieren comenzar a explotar sus iniciativas dentro del mercado.  “Esto les da la facilidad y la visión hacia adelante de cómo van a poder insertar su producto y/o servicio en el mercado de una manera exitosa. Esto es muy relevante para cualquier emprendimiento que quiera comenzar a vender sus servicios. Es la receta. La fórmula inicial para comercializar los productos y servicios en la industria”.

Para su desarrollo, la emprendedora se apoyó en el lienzo del modelo de negocio o también conocido como Modelo Canvas, metodología que traza una estructura de trabajo que considera como elementos claves a la propuesta de valor, la segmentación de clientes, la relación con los clientes, los canales de comunicación, las actividades clave, los recursos clave, los aliados clave, las fuentes de ingreso y la estructura de gastos.

En base a esto, y de manera práctica, se fue desglosando la herramienta paso a paso. Acá, la mentora compartió con las y los estudiantes, un lienzo canvas ya trabajado, demostrando así la experiencia vivida con su emprendimiento y ejemplificando a través de sus resultados, la manera en que se debe de gestionar este aplicativo para lograr un correcto modelo de negocios.

Para Garrido es importante centrarse en crear un modelo de negocios del producto o servicio que se está proponiendo y no centrarse en la empresa como suele suceder en gran parte de las iniciativas de mercado. “No es solo la forma en que se genera ingreso, sino más bien es un conjunto de factores de actividades y recursos que hacen sinergia los que nos ayudan a impulsar la venta de un producto en el mercado”, agregó la emprendedora.

Así también, dentro del modelo de negocios, se consideró el apartado de la propuesta de valor como una de las más relevantes dentro del lienzo, ya que es en este espacio donde el cliente o usuario de una iniciativa toma la determinación de adquirir o no, un producto o servicio. Acá es donde se encuentra el elemento diferenciador de lo que se propone comercializar.

Concluyendo la actividad, Natalia destacó que modelo de negocios, puede ir variando dependiendo las circunstancias contextuales a la que se enfrentan las empresas, por lo que este trabajo, al igual que otras fases del emprendimiento, puede ir mutando acorde a las necesidades del negocio.

Por: Cristian Contreras

Programa de emprendimiento del Centro de Innovación FING continua con taller “Creación de una solución”

Etapas del proceso de una propuesta de solución, atributos a considerar, testeo y pilotaje, entre otras cosas, fueron abordados por Catalina Garrido, destacada emprendedora de orígenes usachinos.

En una jornada que contempló metodologías, herramientas y experiencias para establecer y desarrollar una idea y solución de innovación, las y los estudiantes de la Universidad de Santiago de Chile (USACH), continuaron su camino del emprendimiento con el taller, “Creación de una Solución”. La actividad se enmarcó dentro de las sesiones que semana a semana desarrolla el Centro de Innovación de la Facultad de Ingeniería con su programa, Vector Inicia.

En base a su experiencia y proceso de emprendimiento con su startup Liva Company, Catalina Garrido, biotecnologa de la universidad y cofundadora de la compañía de probioticos, compartió diversas   metodologías que le permitirán a las y los estudiantes de la USACH, ir ideando un proceso de creación de solución para el piloteo y el ajuste con sus usuarios, previo a un posible lanzamiento de mercado.

Acorde a esto, la emprendedora compartió una hoja de ruta que tuvo como objetivo entender el proceso de creación de una solución y su vínculo con el problema detectado.” Las etapas, que, por lo general uno tiene que pasar antes de llegar a una idea de solución, están definidas por tener claro el problema. Una vez identificado este, hay que definir los atributos de valor que queremos cubrir del problema, para después de esto, desarrollar la propuesta de idea de solución, prosiguiendo con un testeo que culmine con una validación y comercialización”.

Según lo expuesto, existe una constante redefinición de los problemas y hay una mejora continua en todos los emprendimientos, lo que hace que estos, deban mantener una dinámica activa en lo que se refiere las tendencias de mercado. “La mejora continua es infinita, no tiene techo. Siempre voy a estar buscando más diferenciadores en el mercado, porque todas las tecnologías van evolucionando. Toda la competencia empieza a evolucionar, entonces siempre va a haber alguien que saque un diferenciador nuevo”, comentó Catalina.

De esta manera, los principales atributos que se necesitan evaluar o trabajar en equipo para poder llegar a desarrollar una propuesta de solución, tienen que ver con la definición de los problemas a los que se quiere dar solución, los atributos de valor que se les da esto, la creatividad, la innovación, y los análisis de factibilidad, viabilidad y deseabilidad.

Al integrar los tres análisis recién mencionados, se considera que una idea de creación de una propuesta de solución, es exitosa. “Si una idea es solamente deseable y factible, no se sustenta a nivel financiero. Si una idea es deseable y viable, es imposible de ejecutar porque no tengo la tecnología. Si una idea es viable y factible, pero no tengo la deseabilidad, es una tecnología que nadie quiere. Una propuesta de solución que nadie quiere”.

La creación de una Mapa de Valor, el trabajo de prototipaje y la retroalimentación de los usuarios, fueron otros de los puntos destacados que permiten idear y crear esta posible solución innovadora.

Ya culminando el taller, Garrido fue enfática en recalcar que «Cuando se llega al testeo y la comercialización, volvemos a hacer este mismo proceso de creación. Este es un ciclo que dura todo lo que dure el negocio y el emprendimiento. Siempre va a existir la mejora continua y eso no tiene límite. La experiencia del usuario, la adaptación de la tecnología, la innovación, etc. Unos siempre va a estar sacando la versión 2.0”.

Por: Cristian Contreras

Programa Vector Inicia del Centro de Innovación FING realizó su lanzamiento oficial con interesante historia de emprendimiento

Julien Hanna, Cofundador de la startup Qactus, relató su camino en el emprendimiento y compartió su start up Qactus, la cual se dedica a transformar residuos de plásticos en productos comercializables, utilizando la impresión 3D, como principal tecnología.

Con la charla de inspiración “Las grandes ideas tiene un punto de partida”, el pasado 31 de mayo, el Centro de Innovación de la Facultad de Ingeniería, realizó el lanzamiento de su programa de emprendimiento, Vector Inicia 2022. La actividad se desarrolló en el Salón de Honor de Rectoría y tuvo la participación de la comunidad estudiantil que está interesada en ser parte de esta nueva iniciativa de preincubación de emprendimiento.

En una jornada marcada por la camaradería y la innovación, el Decano de la Facultad de Ingeniería, y también Director del Centro de Innovación, Dr. Cristian Vargas, recibió a los participantes de la jornada, invitándolos a ser parte de una nueva iniciativa que tiene dentro de sus objetivos convocar  las mentes creativas de la Universidad de Santiago, en torno al desarrollo y potenciamiento de ideas innovadoras que buscan crear soluciones reales, acordes a las necesidades de nuestra sociedad, en base a la ciencia y la tecnología.

Para la autoridad, el programa se ha consolidado dentro del ecosistema universitario y es una gran fuente de apoyo para las y los estudiantes. “Vector Inicia poco a poco se ha ido transformando en el semillero de emprendimientos de la USACH, y es desde acá es donde buscamos impulsar y acompañar a los distintos agentes de cambio que se gestan al interior de nuestra casa de estudios. Nosotros estamos a disposición de nuestra comunidad estudiantil y es parte de nuestro objetivo, ayudarlos y guiarlos en la consecución de sus sueños”.

Por su parte, el Coordinador de Emprendimiento del Centro de Innovación, Walter Valdés, desarrolló una presentación que englobó los sistemas de apoyo en innovación, trasferencia tecnológica, emprendimiento y prototipado con los que cuenta el Centro, y comentó en detalle, las nuevas implicancias que trae Vector Inicia 2022, el cual comienza con sus talleres de acompañamiento, el próximo miércoles 8 de junio.

“Este año seleccionaremos a cinco equipos más destacados del programa para que puedan desarrollar junto al Centro de Innovación el proceso de prototipado de su idea. Además, quien resulte ganador o ganadora de esta convocatoria, tendrá como gran recompensa el pasar directamente a la final del concurso de emprendimiento de nuestra universidad, Despega Usach”.

Ya en lo que fue la charla principal, y con el objetivo de acercar las experiencias de quienes han logrado desarrollar una carrera en el ecosistema de innovación y emprendimiento nacional, plasmando sus ideas más ambiciosas que hablan acerca el desarrollo productivo y social de la comunidad de una manera sustentable y responsable con el medioambiente, Julien Hanna, Cofundador de la startup Qactus, relató su camino en el del emprendimiento y compartió su experiencia con su empresa, iniciativa que se dedica a transformar residuos de plásticos en productos comercializables, utilizando la impresión 3D, como principal tecnología.

Historia de emprendimiento

Para Julien, su camino en el emprendimiento, partió cuando estaba en la universidad. Aquí junto a su grupo de compañeros (algunos actuales socios de Qactus), comenzó a desarrollar una iniciativa de fabricación de cervezas artesanales, utilizando así los conocimientos generados en su carrera de biotecnología. Sin embargo, producto de los propios estudios, tuvo que dejar de lado la empresa para abocarse de lleno a lo que sería su tesis.

Este acontecimiento, en vez de acortarle su proceso en el emprendimiento, no hizo más que enseñarle una nueva oportunidad en el desarrollo de soluciones que estuviesen acorde a las necesidades que presenta la sociedad y el ecosistema, y fue en su propia actividad al interior de los laboratorios, en donde desarrollaba su tesis, donde detecto un tremendo problema en el uso de los plásticos y en los desechos que estos generan.

 “Percibiendo esta situación, decidimos con nuestros amigos hacer algo al respecto, y es así como empezamos a investigar sobre el impacto que los desechos de plásticos dejan a nivel global, viendo que la situación que vivíamos en el laboratorio, era solo la punta del iceberg. De esta manera, llegamos a un movimiento que se llama “precious plastic” donde proponen la confección de máquinas de fácil armado para procesar plásticos y utilizarlos como productos. Estos planos, eran liberados en internet, por lo que hicimos nuestra propia trituradora de plásticos”, comentó Hana.

Dentro de las funcionalidades de estas máquinas, se podían realizar filamentos para impresoras 3D desde plástico reciclado, esto, llamó completamente la atención de los jóvenes emprendedores, quienes desde se momento, comenzaron a dar forma a lo que sería su actual iniciativa, Qactus. “Nosotros trabajamos en base a un ciclo de economía circular muy bueno, en donde integramos nuevas tecnologías que no son las tradicionales y en donde se puede agregar valor de forma muy sustancial”.

“Utilizar el plástico para la fabricación de filamentos para la impresión 3D, nos llamó mucho la atención ya que cambia el paradigma. Ya no es utilizar el proceso normal para hacer valorización de plástico, sino es utilizar tecnología de punta para esto. La impresión 3D es una tecnología que está en auge y que, según el Foro Económico Mundial, es una de las 5 tecnologías que está dando forma al presente y dará forma al futuro”, agregó el emprendedor.

La startup fue fundada en 2017, y a lo largo de su trayectoria, han sido parte de diversos procesos de aceleración de negocios como Start-Up Chile, donde trabajaron con grandes marcas como HP y Ripley. Dentro de su recorrido, la empresa fue seleccionada como uno de los 500 mejores proyectos de LATAM por los Premios Latinoamérica Verde, quedando en el lugar 36 de su categoría. Hoy buscan impulsar la producción y consumo responsable, a través de la fusión de la tecnología con la sustentabilidad.

Para finalizar, Julien llamó a los participantes a ser parte de estas iniciativas que permiten a sus estudiantes aprender cosas nuevas, destacando lo mucho que él habría utilizado una oportunidad de este estilo mientras era estudiante.

Vector Inicia comienza este miércoles 8 de junio con el taller “Detección de un Problema” y será dictada por María Ignacia Lucares, arquitecta de la Universidad de Santiago y fundadora de B-Morph, emprendimiento dedicado a crear revestimientos para edificios que absorben la contaminación atmosférica imitando la forma que tienen los corales para eliminar el dióxido de carbono en el mar.

Por: Cristian Contreras

Unidades de emprendimiento fueron presentadas a la comunidad en charla “Emprender en la Universidad”

La iniciativa se desarrolló en el Edificio de Innovación Docente de la Facultad de Ingeniería donde se compartieron detalles de la nueva versión del programa de emprendimiento, Vector Inicia y Despega Usach.

Volviendo a las actividades presenciales y fomentando las instancias que invitan a conversar sobre innovación y emprendimiento, el Centro de Innovación de la Facultad de Ingeniería, desarrolló la charla informativa “Emprender en la Universidad”. La actividad contó con la participación de la comunidad usachina y presentó las distintas unidades de apoyo con las que cuenta la Universidad de Santiago de Chile, en estas temáticas.

Walter Valdés, Coordinador de Emprendimiento del Centro de Innovación, junto a Diego San Martín, Coordinador de Preincubación de la Unidad de Innovación y Emprendimiento (UIE) de la Vicerrectoría de Investigación, Desarrollo e Innovación (VRIDEI), estuvieron a cargo de desarrollar esta iniciativa que dio a conocer a estudiantes, académicos y académicas, e investigadores e investigadoras, la oferta de I+D+i+e, que presentan ambas redes de apoyo de la universidad.

En este contexto, Walter, dio una mirada general acerca los distintos servicios y sistemas de ayuda con las que cuenta el Centro de Innovación, haciendo principal énfasis en los trabajos de emprendimiento que lidera su área y destacando las características que definen a la propia actividad del emprender.

 “Cuando conversamos de emprendimiento siempre se nos viene a la cabeza temas netamente económicos o relacionados con la generación de dinero. Sin embargo, podemos entender el emprendimiento como el inicio de cualquier actividad o elemento que uno como persona decide iniciar, involucrando esfuerzos personales y económicos para el desarrollo de este”, comentó el profesional.

Uno de los grandes aportes desarrollados por el Centro de Innovación en torno al fomento y potenciamiento de innovaciones con potencial de mercado, se da a través de su programa de emprendimiento, Vector Inicia, iniciativa que comenzó su nueva convocatoria a comienzos de mayo, y que apunta a incrementar las capacidades de la comunidad emprendedora acompañándolos en su camino de emprender, mediante sesiones, talleres, herramientas y mentorías personalizadas.

“El programa cuenta con 6 sesiones, un bootcamp de reforzamiento (Vector Refuerza), y una jornada de cierre en donde los proyectos más destacados demostrarán a nuestra comunidad innovadora y emprendedora, el pitch con el que darán a conocer el quehacer de sus iniciativas con potencial de mercado. Sin duda este programa se ha transformado en el semillero de emprendimientos de la universidad”, dijo Valdés.

Por su parte, San Martín, presentó a los asistentes, a la Unidad de Innovación y Emprendimiento de la VRIDEI, equipo que a finales de 2020 se crea con el objetivo de potenciar el ecosistema de innovación y emprendimiento de la universidad, adaptando una estrategia que busca dejar establecidas estas temáticas con el sello característico y tradicional de la USACH.

 “El sello USACH apunta a que realicemos innovación, emprendimiento y desarrollo tecnológico, no solo enfocándonos en esto como propiamente tal, sino que también, veamos el impacto económico que estas iniciativas tienen en la estructura productiva del país, el impacto social que se desarrolla con el entorno en el que se encuentra la universidad, y el compromiso medioambiental que generen los servicios y las tecnológicas salientes de la universidad”, comentó.

Dentro de este marco, el profesional también presentó las líneas de acción con las que cuenta la VRIDEI, mencionando los trabajos que desarrolla la incubadora de la universidad Innovo y la Dirección de Gestión Tecnológica (DGT).

Ya concluyendo la actividad, el Coordinador de preincubación, se refirió acerca del concurso de emprendimiento de la universidad, Despega Usach, iniciativa que este año cumple su octava versión y que destaca por ser una de las grandes plataformas que impulsa la creación de negocios de mercado para la industria.

“El Despega busca apoyar iniciativas innovadoras que tengan un impacto ambiental, económico y social. Lo que hacemos como unidad es apoyar a las y a los estudiantes de pre y posgrado con una serie de metodologías que incluye talleres dictados por emprendedoras y emprendedores exitosos del ecosistema y distintas herramientas que facilitan el desarrollo de sus iniciativas. Este concurso es una fábrica de talentos y cada año participan cerca de 200 estudiantes por versión”, destaca San Martín.

El programa de emprendimiento del Centro de Innovación, Vector Inicia 2022, comienza su ejecución el 8 de junio y cierra sus inscripciones el 7 del mismo mes.  Las y los interesados pueden ser parte de esta nueva versión completando el formulario de registro que se encuentra en siguiente enlace: https://bit.ly/3KKnuDN .

En este contexto, este 31 de mayo a las 17:00 horas, se desarrollará el lanzamiento oficial del programa, con la charla de inspiración, “Toda gran idea tiene un punto de partida”, actividad que se realizará en el Salón de Honor de Rectoría. Quienes quieran participar de esta actividad deben registrarse en este link: https://forms.gle/18uFSabVhLAzHWV17.

Por: Cristian Contreras

Vector Inicia 2022

Programa de emprendimiento del Centro de Innovación de la FING USACH comienza su convocatoria 2022

Con interesantes premios a repartir se abrieron las inscripciones para la nueva edición de Vector Inicia. La actividad cumple su tercera versión oficial, luego de su plan piloto, y ha contribuido en la formación y el desarrollo de más de 800 estudiantes con vocación en innovación y emprendimiento.

Por medio de talleres especializados que apuntan a dar respuesta a los distintos procesos con los que convive una startup, la comunidad estudiantil de la Universidad de Santiago de Chile (USACH), tiene por cuarto año consecutivo la oportunidad de participar de un programa que tiene por objetivo apoyar y guiar a sus emprendedores en la fase de preincubación de sus emprendimientos de base científica y tecnológica, a través del programa de emprendimiento del Centro de Innovación de la Facultad de Ingeniería, Vector Inicia. La iniciativa abrió hoy su convocatoria y cierra su proceso de inscripción el próximo martes 24 de mayo a las 18:00 horas.

Este año Vector Inicia viene cargado de grandes sorpresas para sus participantes, entre ellas, asegurar un cupo para el equipo ganador del programa en la final del concurso de emprendimiento de la Universidad de Santiago de Chile, Despega USACH, y el apoyo en la ejecución de un prototipo por parte del equipo de trabajado del Centro de Innovación.

En este contexto, el Decano de la Facultad de Ingeniería y Director del Centro de Innovación, Dr. Cristian Vargas, señala que Vector Inicia es considerado dentro del entorno, como la plataforma de impulso de aquellas ideas con potencial de mercado que se gestan al interior de facultad y de la universidad. Y como una de las grandes iniciativas que contribuyen en la consolidación del fomento de la innovación y el emprendimiento que establece el programa de Ingeniería 2030 de la Agencia Nacional de Investigación y Desarrollo (ANID), de la cual la Facultad de Ingeniería, forma parte.

 “Desde sus inicios, este ha sido el lugar propicio para que las emprendedoras y los emprendedores de la universidad, potencien y desarrollen sus iniciativas de emprendimiento llevándolas a su fase de maduración. Desde acá se ha visto como emprendimientos que están dando sus primeros pasos, logran robustecer sus iniciativas vinculándose directamente con las siguientes instancias de maduración presentes en el ecosistema como el Despega USACH y, otro concursos y convocatorias de carácter nacional. Este espacio, es considerado como un semillero de ideas innovadoras, para la comunidad usachina”, comenta la autoridad.

Vector Inicia 2022 está dirigido para las y los estudiantes de pre y pos grado de la universidad que cuenten con una iniciativa de emprendimiento de base científica tecnológica en su etapa inicial, y para aquellos y aquellas personas que se sientan interesados por dar sus primeros pasos dentro camino del emprendimiento.

Detalles del Programa

Al igual que en ediciones anteriores, esta versión contará con la participación de destacados y destacadas emprendedores del ecosistema nacional e internacional de innovación que estarán formando parte como facilitadores de cada una de las jornadas de capacitación, entregando desde sus experiencias de vida, valiosos consejos, modelos de trabajo y herramientas, que contribuyan en el desarrollo de potenciales proyectos de negocio.

“Este año es especial, ya que volvimos a la presencialidad como universidad, por lo que gran parte de este programa se desarrollará de manera física. Sin embargo, el confinamiento, trajo consigo buenas prácticas que contribuyeron en la participación de quienes están interesados por emprender, pero que aún tienen ese pequeño temor de integrarse de lleno a la actividad, por lo que desarrollaremos nuestros talleres en un sistema híbrido. La intención es que todas y todos se sientan parte de este proceso y participen como puedan”, detalla Walter Valdés, Coordinador de Emprendimiento del Centro de Innovación y gestor de la iniciativa.

Los talleres que se impartirán en esta edición tratarán las siguientes temáticas: Detección del Problema, Creación de una Solución, Testeo, Propuesta de Valor, Modelo de Negocios y Pitch. 

Una vez desarrolladas las sesiones, se seleccionará a equipos emprendedores, para que participen del bootcamp de apoyo, Vector Refuerza, instancia que como bien lo dice su nombre, tiene como objetivo reforzar aquellas asignaturas y/o tópicos que resulten ser trascendentales para la conformación de un proyecto de mercado o startup, preparándolos así, para distintas instancias que requieran de la gestación de un pitch para presentar sus soluciones.

De esta manera, el programa Vector Inicia 2022 culminará con su tradicional ceremonia de cierre en donde los equipos que formaron parte de esta iniciativa, mostrarán sus emprendimientos al ecosistema de la universidad a través de un emocionante “Demo Day”. Quienes lleguen a esta instancia, podrán ganar una serie de premios relevantes que le ayudaran en la consolidación de sus proyectos y en el propio desarrollo de estos.

Para participar del programa deben completar el formulario de registro que se encuentra en el siguiente enlace: https://bit.ly/3KKnuDN

Premios e Incentivos

Fortaleciendo su participación en el ecosistema y demostrando una consolidación en el propio desarrollo del programa, la edición 2022 traerá consigo diversos premios e incentivos que le permitirá a los equipos participantes, llevar sus iniciativas a una fase más avanzada por medio del apoyo y trabajo colaborativo existente por las distintas áreas vinculadas a la innovación y emprendimiento dentro de la universidad.

En este sentido, el equipo ganador de Vector Inicia tendrá un cupo asegurado dentro de la final del Despega USACH 2022, que es impulsado por la Vicerrectoría de Investigación y Desarrollo (VRIDEI) por medio de su Unidad de Innovación y Emprendimiento (UIE). Mientras que los equipos que logren llegar al Demo Day, serán considerados dentro de los emprendimientos semifinalistas que participen del concurso, el cual el año pasado, tuvo cerca de 100 postulaciones por parte de la comunidad usachina.

Por su parte, el Centro de Innovación, se comprometerá a brindar apoyo en el desarrollo del prototipo del producto o servicio del equipo ganador, compartiendo así sus capacidades técnicas y profesionales para la confección de esta primera aproximación. Actualmente son varios los emprendimientos que han contado con la colaboración del ala innovadora de la Facultad de Ingeniería para llevar a cabo los modelos iniciales de sus iniciativas.

Aquellos y aquellas estudiantes participantes que presenten una idea o un proyecto establecido de emprendimiento para desarrollar, contarán con mentorías y sesiones de feedback semanales por parte del equipo de Vector y de los distintos facilitadores, y quienes participen como oyentes, tendrán la oportunidad de solicitar una reunión mensual con el equipo de trabajo para solucionar dudas y así establecer lineamientos que los ayuden a levantar sus ideas innovadoras.

Por su parte, las egresadas y los egresados de la universidad que cuenten con emprendimiento recibirán mentorías para la consolidación de sus iniciativas, una vez terminado el programa.

Cabe destacar, que, durante la penúltima semana de mayo, el programa tendrá su lanzamiento oficial por medio de una charla de inspiración en donde se brindarán testimonios de un destacado emprendimiento del ecosistema, que compartirá con la comunidad universitaria, su experiencia y pormenores que le significaron tener éxito dentro del ecosistema. Los detalles del evento serán publicados por los canales de comunicación del Centro de Innovación y la Facultad de Ingeniería, con su debido tiempo.

Si quieres más información sobre Vector Inicia 2022, o tienes algún tipo de dudas de cómo completar el formulario de inscripción, no dudes en contactarnos a través del correo vector@usach.cl indicando en el asunto: Vector Inicia 2022.

Por: Cristian Contreras

Ganadores del Semilla Inicia compartieron sus experiencias con la comunidad innovadora y emprendedora de la USACH

Innovadores usachinos resolvieron sus dudas de cara a una nueva postulación del fondo concursable. Ximena Contreras, Ejecutiva de Convocatorias de Corfo, comentó en detalle todos los requisitos y consideraciones de esta iniciativa enfocada a proyectos que se encuentran en una fase temprana y de rápida implementación.

En una enriquecedora jornada informativa acerca del fondo concursable Semilla Inicia de Corfo, se desarrolló el webinar organizado por el Centro de Innovación de la Facultad de Ingeniería denominado “Germina tu primer fondo”. La actividad tuvo como objetivo orientar a las y los emprendedores de la Universidad de Santiago de Chile en la postulación de esta convocatoria que cerró sus postulaciones el pasado 20 de octubre.

Ximena Contreras, Ejecutiva de Convocatorias de Corfo, junto a los estudiantes ganadores del concurso de ediciones anteriores Yasna Muñoz, Co Fundadora de Conectatas y Sergio Cerda, CEO de Cyclico, se encargaron de revisar todas las implicancias, requisitos y consideraciones de esta nueva versión de la convocatoria desde el punto de vista oficial de la corporación, y la mirada propia de los participantes.

Bajo este contexto, la Ejecutiva de Corfo, destacó el foco principal al cual apunta la convocatoria, detallando que, “el Semilla Inicia, está pensado para proyectos que están en etapas de idea o en una fase muy temprana de desarrollo de su solución. Proyectos de rápida implementación. Por ejemplo, iniciativas que tienen un prototipo preliminar o MVP. Algo que todavía no tiene ventas”.

Así también, señaló que las principales consideraciones que deben tener los proyectos participantes deben integrar información relevante acerca de la innovación, la procedencia, el alcance y potencial de las iniciativas, y la etapa en la que se encuentren los emprendimientos que buscan ser beneficiados con los 15 millones de financiamiento correspondientes al 75% de cobertura ofrecidos por el fondo.

Según lo expuesto por Contreras, los objetivos del Semilla Inicia, recaen en que los proyectos logren la validación técnica de su solución, la validación comercial de esta y la conexión de los proyectos con entidades expertas de apoyo en emprendimiento.

“Esperamos que las iniciativas propongan una solución que no esté lista, pero que, en el proceso, cumpla con lo que plantea. De la misma manera, buscamos que las innovaciones logren sus primeras ventas o contrato por servicio dentro de la ejecución del proyecto. Y también, buscamos que estas reciban acceso a redes, capacitaciones, conocimientos y vinculación con el ecosistema”, señaló.

En la actividad, también estuvo presente la Incubadora de Negocios de la Universidad de Santiago, Innovo, quienes, por medio de su Líder de Nuevos Negocios, Sebastián Callejas, presentó la oferta de innovación y emprendimiento con las que cuenta la organización y explicó su participación que tienen como ente patrocinador del fondo concursable.

“Nosotros apoyamos a los emprendedores en el desarrollo de sus iniciativas. Somos los primeros inversionistas de su proyecto. Acá los vamos a guiar en el desarrollo y la ejecución de sus proyectos y los vamos ayudar en rentabilizar y acelerar el negocio para disminuir el tiempo existente entre la brecha de la fase de idea, y la primera venta. El compromiso que adquiere el emprendedor Innovo es que su idea se transforme en negocio y se desarrolle todo de una manera colaborativa.”, dijo Callejas refiriéndose al compromiso que se genera con los innovadores que buscan escalar sus iniciativas a través del apoyo de la Incubadora de negocios.

Experiencia usachina

Luego de la participación de Corfo y la intervención de Innovo, fueron los propios estudiantes usachinos quienes pudieron orientar y ayudar a los emprendedores de la casa de estudios, comentando sus experiencias personales sobre los procesos de postulación, adjudicación y ejecución del fondo.

De esta manera, Yasna Muñoz, actual estudiante del Magister de Gestión de la Innovación y Emprendimiento Tecnológico de la Facultad Tecnológica de la USACH, compartió su situación personal con su emprendimiento Conectatas, plataforma nivel nacional que vincula a oferentes del sector de la salud para el cuidado de adultos mayores, la cual resulto beneficiada a comienzos de año por el Semilla adjudicándose los  15 millones de pesos de apoyo, más un extra de 2 millones al ser una proyecto liderado por una mujer.

“Cuando postulé tenía la prueba de concepto desarrollada, la idea un poco aterrizada, y si bien la aplicación te deja postular con la idea, tienes que demostrar en el formulario, que esta se va a implementar muy rápido. Lo ideal es que eso no sea más allá del cuarto o quinto mes que es en donde se tiene la primera versión de tu producto o servicio. En nuestro caso, teníamos el apoyo de Despega USACH y sabíamos que íbamos a tener este prototipo para esas fechas, por lo que esto, fue utilizado dentro de nuestra estrategia de postulación”.

“Lo que más me costó, y seguimos trabajando en eso, es el modelo de negocio, el cual debe estar muy claro en la postulación, ya que se debe demostrar la escalabilidad y la sostenibilidad del proyecto en el tiempo en que se ejecuta la iniciativa”, agregó la emprendedora indicando uno de los puntos a reforzar dentro de la postulación a la convocatoria.

Por su parte Sergio Cerda, Ingeniero de Ejecución en Metalurgia y estudiante de prosecución en Ingeniería Civil Industrial de la Facultad de Ingeniería, hizo lo propio con su proyecto Cyclico, emprendimiento que reutiliza el aluminio y las latas para la confección de cubiertos, otorgando mayor vida útil a los utensilios ecológicos, y proyecto con el cual, se adjudicó el financiamiento de la edición 2020 del concurso.

“Nosotros partimos desde cero. Participamos de todos los procesos e instancias de innovación y emprendimiento de la universidad para llegar a ser una empresa como lo somos ahora, por lo que pasamos de la idea, a un producto final”, dijo Cerda respecto a su camino recorrido dentro del ecosistema emprendedor que le permitió percibir fondos de las distintas convocatorias universitarias y públicas.

Desde su punto de vista, el CEO de Cyclico, recomendó a los postulantes del Semilla tener claridad en el para qué se necesita este fondo; en el identificar bien la etapa en la que se encuentran sus iniciativas; el conocer los mercados a los que se van a insertar los emprendimientos; el buscar un mercado poco saturado para involucrarse; y el contar con un equipo multidisciplinario para el desarrollo de sus proyectos, entre otras cosas.

Posterior al webinar, el equipo de emprendimiento del Centro de Innovación colaboró directamente con las y los emprendedores de la universidad que solicitaron apoyo para la preparación y correcta formulación de la postulación al fondo. Emprendedores participantes del programa VECTOR Inicia fueron acompañados por los profesionales.

El Semilla Inicia cerró sus postulaciones el pasado 20 de octubre. En la edición anterior fueron más de 4000 las postulaciones que recibieron desde la organización y en esta nueva versión se espera una participación similar por parte del ecosistema.

Por: Cristian Contreras

Centro de Innovación de la FING desarrolla bootcamp VECTOR Refuerza para potenciar emprendimientos de la USACH

Por medio de talleres especializados, mentorías y trabajos prácticos las y los estudiantes fortificaron sus proyectos de innovación de cara a la siguiente edición del concurso de emprendimiento Despega Usach y de futuras competencias y convocatorias de innovación y emprendimiento. 

Una nueva línea de apoyo para las y los emprendedores de la Universidad de Santiago de Chile y los participantes del programa de emprendimiento del Centro de Innovación de la Facultad de Ingeniería se llevó a cabo el pasado miércoles 8 de septiembre en el bootcamp VECTOR refuerza, instancia que congregó al talento innovador de la USACH en torno a las principales temáticas para desarrollar y fortificar una idea de innovación de cara a su maduración e inserción al mercado.

En una extensa jornada que contempló tres talleres  de aprendizaje y ejercicio, los equipos participantes del programa de emprendimiento estuvieron compartiendo en formato híbrido junto a los profesionales del área de Emprendimiento y del Laboratorio de Prototipado del Centro de Innovación diversas temáticas recurrentes dentro del ecosistema de innovación , todo esto,  con el objetivo de reforzar sus proyectos en miras de las distintas instancias y espacios de convocatoria que presenta la comunidad  innovadora universitaria y nacional.

Walter Valdés, Coordinador de Emprendimiento del Centro de Innovación, quien llevó adelante esta jornada junto a Marcelo Venegas, Gestor de Emprendimiento y Lorena Victoria Durán Encargada de Diseño y Prototipado, sostuvo que esta instancia tuvo como propósito “trabajar distintas variables que permitieran a las y los  emprendedores  mejorar sus proyectos por medio de metodologías, mentorías y talleres especializados  desarrollados acorde a las  necesidades y estados de avance que presentan las distintas iniciativas de innovación”.

Bajo esta dinámica, el profesional desarrolló los talleres de Diseño del Problema y Propuesta de Valor, dos materias conocidas dentro del ecosistema y que resultan fundamentales para la conformación y realización de un proyecto en su salida al mercado.

Sobre el primer taller, Walter señaló que hablar del problema es la principal métrica de éxito para saber cómo va un proyecto. “Se debe detectar un buen problema. Si no se analiza el problema y oportunidad, los proyectos pueden fracasar. Este debe tener variables bien definidas y todos sus elementos tienen que ser claros.”

En este ámbito, un problema para ser bien planteado debe contener cifras significativas para la industria a la que se quiere apuntar, considerar el número de competencia presente, el dinero que se mueve en esta y la cantidad de personas interesadas, entre otras cosas. “Se deben plantear métricas y números que sean relevantes para ver la escalabilidad del producto o servicio. Existen necesidades insatisfechas, y se debe identificar el problema del área del mercado al cual uno se inserta”, agregó el Coordinador de Emprendimiento.

Por otra parte, el taller de Propuesta de Valor, introdujo conceptos que hablan acerca de la diferenciación de una iniciativa con otra, el generar una cuantía distintiva del producto o servicio con el cual se busca desarrollar un emprendimiento y el marcar tendencia en ciertas soluciones presentadas a los potenciales clientes, entre otras cosas. 

En este contexto, Valdés detalló que “es importante conocer al valor como un resultado de lo que sucede luego que la empresa interactúa con el usuario.  El resultado de nuestra interacción con las personas a las cuales le presentamos la solución de un problema o solución. La propuesta de valor es la razón por la cual te van a recordar, preferir y te vuelvan a escoger”.

“Este apartado es uno de los que más se considera dentro de un proyecto de innovación, y tiene una posición muy relevante en el Lienzo Canvas, ya que es aquí en donde se debe presentar un elemento diferenciador al cliente o al usuario para que invierta o prefiera tu producto a servicio por sobre otro que esté inserto en tu mismo mercado”, complementó Valdés.

Ya por la tarde, Lorena Victoria Durán, encargada de Diseño y Prototipado del Centro, llevó a cabo el taller Estrategias de Prototipado, instancia que sirvió a las y los participantes para conocer los beneficios y características con los que cuenta esta área de conocimiento y la importancia que tiene esta para el desarrollo de una fase en donde se debe aprender y mejorar en las soluciones a diseñar.

La actividad, contó en detalle el proceso por el cual deben pasar los proyectos de innovación y emprendimiento previo a su inserción al mercado, destacando al prototipado como el proceso mediante el cual se le da sentido a la realidad y a una idea, con el fin de ponerlas a prueba en alguna de sus dimensiones. “Es la metodología para testear y validar las hipótesis”, sostuvo Durán.

De esta manera, se vieron las consideraciones para la planificación de una estrategia de prototipado, la cual tiene entre sus fases, la descripción del perfil del cliente, la definición y priorización de la de la hipótesis del prototipado, la definición del prototipo y su construcción, el testeo y validación, y, por último, la evolución de este, con sus respectivas conclusiones.

“En la fase de prototipado se debe poder fallar rápido y fallar barato. Se les ve el valor a las incógnitas desconocidas para re-enfocar el problema oportunidad y la co-evolución del problema solución. El problema siempre va cambiando el entorno, este se va modificando”, destacó la encargada de diseño y prototipado del Centro de innovación.

Luego de cada presentación los estudiantes pusieron en práctica lo visto en los talleres y trabajaron en sus propios proyectos definiendo su problema, segmentando e identificando el punto de mercado en el que se encuentra cada cual, para luego desarrollar un ejercicio de pitch comercial en donde presentaron sus iniciativas ante sus pares destacando sus propuestas de valor y las posibles estrategias de prototipado para sus innovaciones.

VECTOR Refuerza se desarrolló en un formato mixto (presencial y virtual), y contó con la participación de los representantes de 6 de los 8 emprendimientos en las instalaciones del Centro de Innovación y los dos restantes de manera telemática a través de la plataforma Zoom. La actividad, se desarrolló bajo todas las medidas sanitarias y de seguridad establecidas por las autoridades de salud y la Universidad de Santiago.

Por: Cristian Contreras

Innovadoras iniciativas se presentaron en cierre del programa de emprendimiento VECTOR Inicia del Centro de Innovación de la Facultad de Ingeniería USACH

Luego de 9 semanas ininterrumpidas de aprendizajes para la creación de un negocio de base científica y tecnológica mediante talleres especializados por emprendedoras y emprendedores, junto con mentorías personalizadas se dieron a conocer las nuevas iniciativas que se integran al ecosistema de innovación y emprendimiento.

Las buenas ideas siempre logran reunir a la comunidad innovadora y emprendedora de la Universidad de Santiago de Chile, USACH, y bajo esa dinámica, se desarrolló la ceremonia de cierre del programa de emprendimiento del Centro de Innovación de la Facultad de Ingeniería, VECTOR Inicia. La actividad tuvo como protagonista a cinco iniciativas de innovación levantadas por estudiantes que participaron ante un jurado experto de la escena nacional en un vibrante concurso de pitch.

Junto a casi un centenar de personas presenciando la actividad transmitida en el canal  de youtube del Centro, el Decano de la Facultad de Ingeniería y Director del Centro de Innovación, Dr. Cristian Vargas, dio las palabras de bienvenida a la actividad haciendo referencia a la importancia que ha tenido la facultad en la inserción de temáticas de innovación y emprendimiento dentro de la universidad, destacando de esta manera a espacios como el Centro de Innovación,  el Vicedecanato de Investigación y Desarrollo, y la Vicerrectoría de Investigación (VRIDEi), Desarrollo e Innovación, como articuladores y propiciadores de la actividad.

“Para nosotros es de tremenda importancia abrir los espacios al ejercicio de la innovación y emprendimiento. Creemos fielmente en la gran dotación de conocimiento y capacidad que tiene la universidad. Tenemos las herramientas y por sobre todo la vocación de querer que cada una y cada uno de los estudiantes, consiga lograr sus más ambiciosos sueños que representen una real contribución a la sociedad por medio de la innovación”, comentó el Decano.

A su vez, el Prorrector, Jorge Torres, y la Vicerrectora de Investigación, Desarrollo e Innovación, VRIDEI, de la USACH, reconocieron a Vector Inicia como un espacio que representa e integra fehacientemente los planteamientos estratégicos institucionales de la universidad de aquí a los próximos 10 años. “Para el 2030 tenemos considerado al Desarrollo Tecnológico, Innovación y Emprendimiento, como uno de los ejes más relevantes dentro de nuestra planificación estratégica. Esto, va sustentado de otras cuatro aristas igualmente de importantes que complementan el camino de nuestra casa de estudios: el Desarrollo Territorial, la Inclusión e Igualdad de Género, la Sostenibilidad y la Internacionalización e Interculturalidad”, señaló la autoridad de Prorrectoría.

Por su parte, la Dra. Galotto, demostró el apoyo transversal que tiene la VRIDEi en este tipo de programas a través de su Unidad de Innovación y Emprendimiento, mecanismo que llega para sumarse al ecosistema colaborando en cada una de los asuntos más importantes del ecosistema. “Para la universidad, la innovación y emprendimiento son actividades esenciales en lo que es la formación y el quehacer de la misma, por eso, fomentamos y apoyamos a los alumnos desde el programa Despega USACH hasta programas semilleros de innovaciones como lo es este programa”.

A nombre del Centro de Innovación y del programa de emprendimiento, Walter Valdés, Coordinador de Emprendimiento, dio cuenta de los resultados y avances de esta nueva edición, y por medio de una presentación y un video, hizo un repaso del histórico que ha tenido el programa a lo largo de sus cuatro años de vida, destacando el alcance e impacto que ha logrado la actividad dentro de la comunidad universitaria contribuyendo así en la formación e impacto de 400 prospectos emprendedores.

En esta edición, fueron 104 las y los inscritos al programa, 365 los registrados sesión a sesión y 21 los equipos de emprendimientos que participaron semana a semana en las distintas actividades de reforzamiento que planteó VECTOR Inicia para este año. Valdés recalcó la importancia de abrir el espacio a todo quién quiera aprender, pues a ese ideal responde Vector Inicia.

 Concurso de Pitch

Luego de 9 semanas ininterrumpidas de conocimientos acerca la conformación de un negocio de base científica y tecnológica por medio de talleres especializados y  mentorías personalizadas, 5 de los 21 equipos de emprendimiento que formaron parte de esta nueva edición, dieron vida a la actividad principal de la Ceremonia, el concurso de pitch de VECTOR Inicia.

Los emprendimientos, previamente seleccionados por la organización, fueron: Quazar Technologies, tecnología para la producción cervecera artesanal; JEMNE, sistema de medición y análisis de pasajeros para optimizar el transporte público; Nutrición X, Software para una alimentación fácil, simple y personalizada; Next Energy, generador modular a base de hidrógeno verde; y NutriGreen, sistema de manejo de dietas y minutas para casinos que busca de la optimización y reducción de huella de carbono.

Las iniciativas se sometieron a la evaluación especializada de tres importantes personalidades dentro del ecosistema emprendedor de la universidad y del ecosistema nacional. De esta manera, Catalina Garrido ingeniera en biotecnología de la USACH y CEO de Liva Company; junto a Barbarita Lara, inventora e innovadora, CEO – cofundadora de EMERCOM; y Leonidas Ibarra, Jefe de la Unidad de Innovación y Emprendimiento de la VRIDEI, estuvieron a cargo de escoger al mejor pitch de la jornada, reconocimiento, que recayó, en el proyecto NutriGreen, iniciativa liderada por Javiera García, estudiante de Ingeniería Civil Industrial, la cual convenció al jurado por su elocuencia y solución en el área nutricional y alimenticia.

En representación del jurado, Barbarita Lara, dio los resultados de la competencia, felicitando a la ganadora de la jornada, y haciendo un llamado y recomendación general a todos los equipos para seguir trabajando con sus iniciativas en cada una de las aristas que le permitan seguir robusteciendo sus proyectos, llevándolos así, al siguiente paso.  “Creo que es necesario dedicar tiempo en incluir equipos multidisciplinarios, en entender muy bien que, reparar en temas tan específicos como un tema de software, por ejemplo, puede ser incluso lo más importante y el core del negocio, y deben tener la capacidad y estar abiertos a la recepción críticas y feedback para el correcto desarrollo de sus iniciativas”.

Por su parte, el público también tuvo un rol importante dentro de la actividad, escogiendo de manera virtual a la iniciativa más atractiva, según su criterio.  De este modo, Quazar Technologies, emprendimiento liderado por Cristóbal Venegas, estudiante de ingeniería Civil Química, se llevó el reconocimiento de la gente obteniendo así el “premio del público”.

Ricardo Gamboa, estudiante de Ingeniería Civil en Telemática, fue galardonado con el premio “Espíritu Emprendedor”, reconocimiento que por segundo año consecutivo destaca a la o el participante que ha demostrado una gran motivación y compromiso durante todo el desarrollo del programa, invitando a más estudiantes de la universidad, a participar e interesarse de este tipo de iniciativas de emprendimiento con los que cuenta la USACH.

Próximas convocatorias del ecosistema

Como parte de los trabajos en conjuntos de vinculación dentro del ecosistema de innovación y de emprendimiento, el Gestor de Emprendimiento de la Unidad de Innovación y Emprendimiento de la VRIDEI, Diego San Martín, presentó a la comunidad, y sobre todo a los participantes de VECTOR Inicia, la séptima edición del concurso para emprendedores de la universidad, Despega USACH.

En comparación con sus últimas versiones, la edición 2021 del concurso trae consigo las categorías, Despega Innovación Científica Tecnológica y Despega Innovación Social, sumado del programa especializado para innovadoras mujeres, Despega Mujer, como nuevas líneas de trabajo. Sobre el programa recién mencionado, San Martin comentó que “este es un programa que está destinado a fortalecer el empoderamiento y liderazgo femenino con cuatro grandes ejes que se ven reflejados en la participación equitativa, la realización de programa con un apoyo transversal, la dinamización del ecosistema, y la bonificación adicional de un 25% en financiamiento adjudicado a proyectos liderados por representantes femeninos”.

Por otro lado, representantes de la compañía de origen austriaca, RedBull, realizaron una breve presentación para dar a conocer su convocatoria estudiantil de emprendimiento a nivel internacional RedBull Basement, iniciativa que cumple su cuarta edición y que en esta ocasión busca motivar a la comunidad educativa en torno al desarrollo de nuevas ideas tecnológicas que contengan un impacto significativo para el campus y el mundo, a diferencia de sus versiones pasadas.

Ya finalizando la actividad y dando el cierre oficial a la ceremonia, René Villegas, Encargado  de la Unidad Capacidades Institucionales del Departamento Fortalecimiento de Capacidades Institucionales y Transferencia de la Agencia Nacional de Investigación y Desarrollo, ANID, coordinador del Programa de Ingeniería 2030, manifestó su conformidad con la labor que ha estado realizando la universidad en cuanto al impulso de la innovación y el emprendimiento dentro del ecosistema educativo, destacando la disposición y abertura de quienes forman parte de la institución  para con las distintas soluciones demostradas por las y los emprendedores .

“Trabajos como los vistos en este programa dicen que ya no hay más puertas que se cierran a aquellos alumnos que van a golpearla en busca de apoyo, sino que hay un camino ya recorrido. Esto es bueno porque cuando partió el tema de pre incubación de empresas eso era muy difícil de conseguir, eso es lo que había que romper. Hoy al menos existe la respuesta y se comienza a ver el trabajo colaborativo para levantar la innovación y emprendimiento dentro de la comunidad universitaria”, concluyó el representante de la ANID.

Tras la finalización del programa los equipos de emprendimiento continuarán fortaleciendo sus iniciativas con el apoyo del equipo de emprendimiento del Centro de Innovación, potenciando así sus iniciativas para la participación de las distintas convocatorias de innovación y emprendimiento que presenta el ecosistema tanto a nivel universitario como nacional.

Por: Cristian Contreras